Las Sajaduras

“Son rasguños finísimos hecho por los brujos en la piel y a distancia.

Sajan a las personas, antes de causarles daño. A las personas que tienen sangre fuerte o gruesa, los indígenas por ejemplo, no pueden hacerles daños los brujos, es decir no le pueden tirar ningún mal; por que si bien se lo tiran, pero no le pueden ocasionar ningún daño. Utilizan la sangre de estas personas para firmar decretos de muerte.

Con las personas de sangre débil hacen su Agosto las curanderas, pues como los médicos no entienden de males de brujos, las personas afectadas de algún maleficio, recurren a las machis o curanderas que, por lo general, también son brujas y aunque sepan de remedios apropiados para curar el mal, no le dan el conveniente de buenas a primeras sino que después de un tiempo, cuando ya le han pagado la cantidad de dinero. Depende mucho también de la rapidez o lentitud en la cura si la machi en sus sesiones brujeriles no obtiene la mayoría de votos a favor del enfermo, tampoco puede actuar por cuenta propia y curar al enfermo, sin tener mayoría en la asamblea o sin pedir previa autorización en su institución. Si así ocurriera, los socios castigan a la machi”.

Comentarios