Flandes Indiano

A mediados del siglo XVI, la construcción de fortificaciones en Chile respondía a los conocimientos prácticos de los primeros descubridores, conquistadores y colonizadores del nuevo territorio. Por lo tanto, eran edificaciones muy ‘sui generis’ que, por lo general, correspondían a precarias empalizadas. Martín Ruiz de Gamboa, por ejemplo, junto con fundar la ciudad de Santiago de Castro, decidió construir, al mismo tiempo, un fuerte que la defendiera de cualquier adversario en 1567.

Procedentes de Italia llegaron a América, posteriormente, algunos ingenieros al servicio de la Corona Española que no tardaron en diseñar y erigir fortificaciones de calidad. Más tarde, ya a finales del siglo XVI y comienzos del XVII, esta labor fue asumida por ingenieros hispanos expertos en la Guerra de Flandes e Italia. Se dio origen, entonces, al llamado “Flandes Indiano”, término acuñado por Diego de Rosales para definir el estilo y modo ingenieril y arquitectónico en la construcción de fortificaciones en Chile.

El rótulo de “Flandes Indiano” alude a la similitud que se da entre la situación vivida en Chile y la de Flandes: en tierras europeas los tercios españoles libraron violentas batallas contra sus adversarios; semejantes batallas se repetían en esta parte de América, ahora frente a la fiera resistencia araucana, a partir del tiempo de la conquista, con fatídicos resultados para las huestes españolas“.

Comentarios