Escuela de Quiao

“Eran los años 1920 en Quiao, cuando en casa de los mayores de tío Polo, comenzó a funcionar la primera escuela. Venía  todos los días un profesor desde Huillinco a enseñar a leer y escribir, por la suma de un peso por casa alumno. Luego fue un galpón en los mismos terrenos de la familia Andrade el que cobijó a los niños de Contento, Notué y Quiao.

En 1930 los vecinos se reunen y comienzan a levantar una escuela en terrenos donados por Antonio Paillacar; así el 30 de junio de 1932 el decreto n° 2075 que autorizó su funcionamiento. La construcción fue mejorando y ampliando en el tiempo, con aportes comunitarios, como lo demuestran algunos registros descubiertos entre los papeles. Una olla enlozada en pésimas condiciones, una fuente de madera, 16 cucharas y 18 platos enlozados, 15 de ellos rotos; fueron los primeros elementos con los que funcionó la cocina de la escuela por años. Así lo señala Américo Bórquez, en uno de sus oficios, informando el inventario de útiles que la escuela ha recibido de a Junta de Auxilio Escolar y Becas.

Fue así como todos los habitantes del sector pasaron por la escuela, los antiguos registros escolares nos muestran las altas matriculas, los adultos de hoy aparecen con sus notas, asistencias, sus fallas, sus apoderados, todo quedó guardado por aquellos que tuvieron a su cargo la educación de los niños de esta comunidad.”

Comentarios